viernes, 4 de octubre de 2013

Chesil Beach - Ian McEwan

Chesil Beach. Ian McEwan
"Eran jóvenes, instruidos y vírgenes aquella noche, la de su boda, y vivían en un tiempo en que la conversación sobre dificultades sexuales era claramente imposible".

Posiblemente un recurso fácil y recurrente comenzar o desarrollar una crítica literaria a partir de una cita de la novela. En este caso es inevitable. Esa primera frase lo dice todo. Atrapa y seduce. Posiblemente uno de los mejores comienzos de novela, aunque haya otros mucho más famosos. Un comienzo así sólo lo hace posible un grande del relato. Ian McEwan, uno de los autores más ilustres y reconocidos de su generación por público y crítica.

La obra de McEwan (Inglaterra, 1948) abarca desde novelas a relato, pasando por algún libro infantil, y adaptaciones cinematográficas de algunas de sus novelas. De hecho, parte considerable de sus novelas han sido adaptadas a la gran pantalla; la más reciente y popular, Expiación. Recibió un número importante de nominaciones a los Globos de Oro, BAFTA y Oscar, entre otros reconocimientos internacionales. Siendo ganadora de un Oscar y un Globo de Oro en la categoría de Mejor Banda Sonora, otro Globo de Oro a la Mejor Película, y dos BAFTA al Mejor diseño de Producción y Mejor Película. Chesil Beach se publicó al rebufo de Expiación. Podría entenderse como una estrategia de marketing al tratarse ésta de una novela corta más fácil de 'calzar' aprovechando el tirón y popularidad de la anterior novela. Pero es un muy buen relato que se sustenta por sí sólo. McEwan logra un ambiente especial y cautivador, pese a que la historia se sitúa en la Inglaterra de 1962.

Edward y Florence vive su noche de bodas en hotel de la costa de Dorset, en Chesil Beach. La noche de bodas es el primer encuentro sexual de la pareja, momento al que Florence tiene un pánico terrible pero se ve obligada a cumplir con su marido. Edward ha posado su mano sobre el muslo de ella, pero no se decide a dar el siguiente paso por miedo a estropearlo todo. Ese encuentro es la excusa de McEwan para desarrollar un relato sobre el amor y el sexo de una pareja en la Inglaterra de los sesenta, y también de la vida en esa época.

Chesil Beach tiene una prosa embelesadora, envolvente, inteligente en la técnica y preciso en la descripción. Ni faltan ni sobran palabras.


Contraportada:
Tienen poco más de veinte años, y se conocieron en una manifestación en contra de las armas nucleares. Florence es una chica de clase media alta, su padre es un exitoso hombre de negocios y su madre una activa profesora universitaria, y viven en una casa donde se comen quesos franceses y yogurt, un alimento exótico para la época. Edward, en cambio, pertenece a una familia que apenas se sostiene en la zona baja de la clase media; su padre es maestro y su madre, tras un insólito, imprevisible accidente, vive desde hace años en una nebulosa. Y en su casa no hay comidas caras o extranjeras, las camas nunca de hacen, las sábanas rara vez se cambian, ni se limpian los lavabos.

Florence es violinista, y Edward ha estudiado historia. Y ambos son inocentes, y vírgenes, y se aman, y tras uno de esos largos cortejos de tira y afloja, donde el chico siempre tira y la chica nunca afloja, se han casado. Es un día de julio de 1962, un año antes de que, según Philip Larkin, en Inglaterra se empezara a follar, cuando 'El amante de Lady Chatterley' aún estaba prohibido y no había aparecido el primier LP de los Beatles...

 CHESIL BEACH
Ian McEwan
Anagrama, 2008
192 Págs.
On Chesil Beach


  • Comprar en Casa del Libro - Aquí

2 comentarios :

  1. Pues oye, pinta cuanto menos curioso... lo anoto =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  2. No es tanto por la historia en sí que relata, si no por cómo está escrito... Lo que transmite. Léelo y nos cuentas luego qué tal.

    Un saludo Shorby!

    ResponderEliminar

Design: WS · Logo designed by Ane Torres TOR.